31/1/10

IZQUIERDA SOCIALISTA SE OPONE A RETRASAR DE MANERA COACTIVA EDAD JUBILACIÓN

EFE. Madrid. 29-01-2010

La corriente Izquierda Socialista (IS) ha mostrado hoy sus discrepancias con la propuesta del Gobierno de retrasar "de manera coactiva" hasta los 67 años la edad de jubilación y ha defendido que debe incentivarse a quienes opten por esa vía, pero no obligarles.

Fuentes de esta corriente interna del PSOE han explicado hoy a Efe que mañana expondrán su oposición a esta medida en el Comité Federal de los socialistas, en el que el presidente del Gobierno y líder del partido, José Luis Rodríguez Zapatero, intentará buscar el aval de sus compañeros a su plan de austeridad y a su propuesta de retrasar la edad de jubilación.

IS no está de acuerdo con la iniciativa proyectada por el Gobierno, que prevé un aumento paulatino de la edad de jubilación, de 65 a 67 años "coactivamente" para todos los trabajadores.

Frente a esa opción, esta corriente del PSOE aboga por endurecer las condiciones para acceder a los expedientes de regulación de empleo e incentivar a los trabajadores que quieran retrasar de manera voluntaria su jubilación.

Las mismas fuentes han recordado que esa filosofía es la que ha mantenido el PSOE "mayoritariamente" hasta ahora, por lo que han dicho no entender a qué obedece este cambio de opinión.

Tampoco están conformes en Izquierda Socialista con cómo se está negociando el pacto educativo con el PP, al considerar que se está ofreciendo al principal partido de la oposición "una especie de veto" si se acuerda finalmente que los cambios normativos en esta materia requieran al menos dos tercios de apoyo parlamentario.

En cambio, los representantes de IS en el Comité Federal del PSOE están totalmente de acuerdo con que Zapatero no desvele hasta 2011 si volverá a ser el candidato del partido a las próximas elecciones generales.

Coinciden con otros dirigentes del PSOE en que éste es un debate "falso" y "oportunista", que sólo beneficia al PP y que ahora "no toca" hablar de ello, porque tanto el Gobierno como el partido deben estar volcados en resolver los problemas de los ciudadanos y en luchar contra la crisis económica y el desempleo, sin "distraerse".

IZQUIERDA SOCIALISTA CRITICA EN EL COMITE FEDERAL EL PLAN PARA SUBIR LA EDAD DE JUBILACIÓN

(EUROPA PRESS)

El portavoz de la corriente interna del PSOE Izquierda Socialista, Juan Antonio Barrio de Penagos, aprovecho el Comité Federal del PSOE para avisar que, en su forma actual, el plan para retrasar la edad de jubilación desde 65 a 67 años es "muy exagerado" y "bastante inasumible".

En declaraciones a Europa Press, Barrio de Penagos calificó la iniciativa de "sorpresa" y quiso resaltar que se presenta en un momento en el que se ha vuelto a confirmar que el Fondo de Reserva de la Seguridad Social, la 'hucha' de las pensiones, tiene superávit. "Además, todas las previsiones agoreras (sobre el futuro de las pensiones) han sido desmentidas por la realidad", puntualizó.

Por eso, opinó que a la propuesta "hay que darle una vuelta porque tal como está planteada es bastante inasumible" y restó importancia al argumento de que otros países europeos ya hayan elevado la edad de jubilación: "¿Si se pone como ejemplo a Holanda por qué no tenemos también su pensión media?".

El portavoz de esta corriente minoritaria criticó además la forma en la que el Ejecutivo ha planteado la propuesta, que será aprobada hoy en el Consejo de Ministros para ser debatida en el Pacto de Toledo. "Tenemos una relación de complicidad con los sindicatos que no se puede perder con cosas como ésta", avisó el diputado, después de que los líderes de UGT y de CCOO hayan asegurado que se han entrado del plan por la prensa.

Según dijo, él confiaba en que el Ejecutivo planteara una "idea", no una "propuesta tan definida", y que se orientara más bien a incentivar el retraso voluntario de la edad de jubilación algo con lo que, según dijo, él está de acuerdo.

NO DEJAR QUE EL PP MARQUE LA AGENDA

Por otro lado, Barrio de Penagos señaló que aprovechará el Comité Federal del PSOE, máximo órgano del partido entre congresos y al que asistirá el presidente, José Luis Rodríguez Zapatero, para pedir a los socialistas que no consientan que sea el PP quien les "marque la agenda".

A su juicio, el PSOE tiene que "perseverar" en defender y ocupar el espacio mediático con propuestas progresistas y no caer en la agenda conservadora del PP ni hacer caso a sus "cantos de sirena" sobre la inmigración, la implantación de la cadena perpetua o el endurecimiento de la Ley del Menor.